Venezuela cierre medios

BRUSELAS / MADRID, 28/08/2017 | FIP / FAPE.- Según el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) este año han cerrado 49 medios de comunicación en Venezuela. El SNTP, organización afiliada a la Federación Internacional de Periodistas (FIP), ha indicado en las últimas horas que 46 emisoras radiales y 3 canales de televisión han cerrado en Venezuela durante 2017.

El sindicato venezolano hizo trascender esta información luego de que, durante la última semana, la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) revocara las concesiones de las emisoras 92.9 FM y Mágica 99.1 FM y excluyera de la pantalla a RCN Televisión y Caracol TV. En los meses previos, fueron también apartados CNN en Español, NTN24, así como las señales argentinas Todo Noticias e Infobae, entre otras.

Marco Ruíz, secretario general del SNTP, catalogó como «ilegales y arbitrarias» las decisiones tomadas por la Conatel. Por ejemplo, los trabajadores y trabajadoras de la 92.9 FM aseguraron que el organismo público no respondió la solicitud de renovación de concesión durante casi diez años.

La FIP  llama a las autoridades a revisar las decisiones tomadas en el transcurso de este año respecto a la discontinuación de casi cincuenta medios de comunicación. Es fundamental que la Conatel, instrumento estatal en el terreno de las telecomunicaciones, actúe de forma imparcial y conforme a derecho, haciendo explícitos los criterios generales y los motivos específicos que fundamentaron estas decisiones, en la medida que las mismas ponen en peligro la libertad de expresión y el derecho a la información de la sociedad en su conjunto.

El fin de las emisiones de estas cadenas ha sido condenado también por la ex fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega, y por opositores al régimen de Maduro, como Henrique Capriles, María Corina Machado y Tomás Guanipa.

Desde la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), su secretario general, Jesús Picatoste, en declaraciones a varios medios de comunicación latinoamericanos, también ha alertado de que «la dictadura de Maduro cada vez se agrava más por la absoluta falta de libertad de expresión y la persecución a que se ven sometidos los medios de comunicación».