MADRID, 04/12/2018 | FAPE / APM / RED DE COLEGIOS DE PERIODISTAS.- La Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), la Asociación de la Prensa de Madrid (APM) y la Red de Colegios de Periodistas condenan tajantemente, en sendos comunicados, el veto impuesto por Vox a La Sexta y a la revista Contexto (CTXT) al prohibirles acceder a la zona del hotel de Sevilla donde dicha formación política seguía los resultados de los comicios andaluces, pese a estar sus periodistas acreditados para cubrir el acto. 

La FAPE considera que el veto supone una intolerable discriminación y una grave vulneración del derecho constitucional a la libertad de expresión, que ampara a su vez los derechos de prensa y de información, pilares fundamentales de nuestra democracia, y recuerda a Vox que sin libertad de información desaparece el resto de libertades y se cercena el pluralismo necesario para que los ciudadanos puedan formarse su propia opinión.

La FAPE insta a Vox a que levante el veto y a que apueste por una política de transparencia que incluya la libertad de crítica aunque esta no sea de su agrado.

“El ejercicio del profesional del periodismo se sustenta en el ordenamiento jurídico español, a cuya cabeza se sitúa el artículo 20 de la Constitución Española que protege y ampara la libertad de expresión y opinión libre de las ideas”, afirma el comunicado.

Para la FAPE “en una democracia, la función de los medios de comunicación reside en informar y dar a conocer a los ciudadanos libremente, y según sus respectivos criterios editoriales, cuantos acontecimientos suceden en el país y en especial los que protagonizan o afectan a todos los representantes políticos”.

“Los partidos políticos deben de ser los primeros interesados en defender el artículo 20 de la Constitución porque es el que les permite expresar sus ideas en total libertad, aunque estas ideas puedan ofender, desagradar o inquietar a los ciudadanos que no las comparten”, concluye la FAPE.

Comunicado de la Asociación de la Prensa de Madrid

La Asociación de la Prensa de Madrid (APM) condena sin paliativos el veto impuesto por la formación política Vox a los medios de comunicación nacionales La Sexta y Ctxt (Revista Contexto), a los que no permitió cubrir la información de dicho partido durante la pasada noche electoral de las elecciones andaluzas, celebradas el 2 de diciembre.

La dirección de Ctxt y numerosos asociados de la APM se han dirigido a esta organización para mostrar su preocupación por lo ocurrido en Sevilla y, por ello, además de sumarse a la condena realizada por la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), la APM, como ha hecho siempre que se han producido hechos similares, insta a Vox a levantar dicho veto y no repetir este tipo de acciones, que suponen una grave limitación de los derechos a la libertad de expresión y de información, pilares fundamentales de nuestra democracia y cuya defensa compete de forma especial a los partidos políticos.

La APM recuerda que la democracia implica para los partidos políticos e instituciones someterse al escrutinio de la opinión pública, un ejercicio que se facilita a través del trabajo de los medios de comunicación en un marco de libertad de expresión y de respeto al derecho a la información.

Red de Colegios de Periodistas

En otro comunicado difundido este 4 de diciembre “La Red de Colegios de Periodistas, organización que agrupa a las entidades de derecho público encargadas de velar por la profesión, muestra su rechazo a la decisión de VOX de vetar la entrada a su sede central de campaña de las elecciones andaluzas a los equipos informativos de La Sexta y de expulsar a un redactor y a un cámara del digital CTXT, a pesar de que estaban acreditados.

La Red de Colegios de Periodistas recuerda a VOX que discriminar la presencia de medios concretos en actos públicos es un ataque a la libertad de prensa, es decir, no solo a los profesionales que tienen derecho a asistir para desarrollar su trabajo, sino ante todo al derecho de la ciudadanía a informarse por el medio de comunicación que considere adecuado, sea del gusto o no del protagonista de la información.

Se da la desgraciada circunstancia de que el doble hecho censor se produce además cuando VOX accede por primera vez a las instituciones, por lo que reclamamos a sus dirigentes que esta actitud haya sido simplemente un mal primer paso y a partir de ahora facilite la labor periodística de todos los medios de comunicación”.