nicaragua16

MADRID, 29/05/2018 | FAPE.- La camarógrafa Reneé Lucía Ramos y el fotógrafo Jorge Torres fueron atacados con balas de goma. Cuando la Policía comenzó a disparar balines y balas de goma contra los manifestantes, los profesionales de la Agencia Efe se cubrieron detrás de un coche, pero dos agentes les exigieron que se incorporaran con insultos mientras les propinaron patadas y les zarandearon. El ataque fue perpetrado en las protestas contra el Gobierno de Daniel Ortega, en las inmediaciones de la Universidad Nacional de Ingeniería.

Ante esta injustificable agresión, la FAPE reclama al gobierno de Nicaragua que garantice el libre ejercicio del periodismo, pilar indiscutible de las democracias, y abra una investigación para depurar las eventuales responsabilidades de los policías que se excedieron en su actuación.

La FAPE recuerda al Gobierno de Ortega que la misión de los agentes de la ley es asegurar la libertad de expresión de los reporteros. Al atacarlos, los agentes han tratado de impedir que los periodistas cumplan su deber de dar a conocer los hechos a fin de garantizar el derecho de información de los ciudadanos.

Hoy se cumplen 41 días en Nicaragua de una crisis que ha dejado al menos 76 muertos, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH).